A+ A A-
Boletín Oficial de la Provincia Acceso Oficina Virtual Catastro Geopista Guadalinfo

Agricultura

Según Ibn Aljatib, la ocupación permanente de los orialeños era la caza, que era inagotable y su mantenimiento principalmente las cosechas de cebada. Durante siglos los cereales han continuado siendo el principal cultivo de estas tierras, como lo demuestran los textos antiguos y también la gran cantidad de molinos harineros que se conservan. Incluso en la arquitectura se ve la gran influencia de esta tarea agrícola, siendo parte imprescindible en las construcciones las eras y pajares.

Se cultivaban grandes campos sembrados de trigo, centeno o cebada, también se daba, aunque en menor medida, el cultivo de yeros y chícharos, encaminado al alimento de las ganaderías. En la actualidad la producción de cereales se ha reducido mucho, siendo sustituida por el almendro.

Campo de trigo en el campil

Los almendros han cambiado el paisaje orialeño, extendiéndose por las llanuras y laderas y pasando a formar parte importante en la economía. A su buena adaptación a las tierras de secano se une la menor atención que necesitan por parte del agricultor.

Huertas de Hogarite

La huerta sigue cultivándose, continuando con la tradición árabe de abancalamientos y distribución. Son pequeños bancales de autoconsumo en las que se siembran de todo tipo de hortalizas, siendo las principales el pimiento y el tomate.

Huertas con Frutales Fuente

Otro de los árboles que se encuentran en el municipio son los olivos y las higueras aunque su número no es muy elevado. Un árbol con historia, aunque queden pocos ejemplares es el moral, aunque en el siglo XVIII fueron muy apreciados, coincidiendo con la expansión del cultivo de la seda. Puntualmente se pueden encontrar membrilleros, granados, perales y manzanos.

Volver Arriba